EPISODIO 110: CÓMO CUIDAR Y MEJORAR TU VISIÓN

En este video el Dr. La Rosa nos comenta algunas causas de la mala visión, cómo evitar la pérdida de la agudeza visual y nos comparte soluciones fáciles para mejorar la vista.

¿Por qué cuidar nuestra vista? Porque es uno de los sentidos de los que más dependemos. Además, el sentido de la visión hace mucho más que solo “ver”, incluso llega a modificar nuestro nivel de concentración, estado de ánimo y conducta. Hay una epidemia de miopía avanzando. En los años 70 menos del 25% de la población de algunos países padecía miopía. En los años 2000 ese porcentaje subió a 42. Hay lugares como Hong Kong, Singapur o Taiwán donde el 80% de los chicos menores de 20 años tienen miopía.

Tener padres con miopía aumentan el riesgo de tenerla, pero no tiene que ser así. Ahora se sabe que en gran medida la buena o mala visión depende de la forma y el largo de tus ojos. También se sabe que crecer mirando pantallas no ayuda a tener una buena visión, pero no necesariamente solamente por la luz azul de las “temidas” pantallas de teléfonos o computadoras sino por el simple hecho de que no pasamos el tiempo necesario afuera absorbiendo luz solar por los ojos. La luz del sol es necesaria para estar sanos y tener una buena visión porque con ella producimos dopamina necesaria a su vez para hacer que el ojo no se alargue demás y no genere miopía. Resulta que la estimulación lumínica es directamente proporcional a la cantidad de dopamina que producimos. A más luz reciban los ojos, más dopamina produciremos.

Debemos saber que hay luces y luces. El espectro es grande y no todo es visible para nosotros.  Aunque la llamada “luz azul” tenga tan mala fama, es la que más dopamina nos ayuda a producir. La clave es seguir nuestro ciclo circadiano, después del amanecer y antes del ocaso la luz natural es azul, ahí es cuando nos hace bien. Pero después del atardecer se nos altera todo el ciclo circadiano si seguimos expuestos a la luz azul y lo peor es que hace que disminuya la producción de melatonina y con eso perdemos calidad de sueño. Durante el día la luz azul no solo no es perjudicial, ¡es necesaria! Obviamente la luz natural del sol con su espectro completo es mil veces preferible a la luz de una pantalla. Si quieres emular la luz azul del sol, usa las lámparas especiales que están por encima de los 20 lux que ya representa un buen estímulo para la retina. Si requieres usar pantallas de luz azul después del atardecer o antes del amanecer usa un filtro de luz para el monitor de tu computadora o usa el programa F.lux. Para el teléfono ni siquiera hay que comprar nada, simplemente activa el modo de protección a la vista que quita la luz azul a la hora que lo programes.

¿Sabías que incluso con los ojos cerrados tu retina percibe la luz? Si vas a dormir lo mejor es totalmente a oscuras y si por alguna razón no puedes estar totalmente a oscuras usa los antifaces que eliminen al máximo la luz que entra por tus ojos. Esto es importante porque cualquier cantidad de luz por más pequeña que sea, y da igual si azul o no, genera actividad en nuestro cerebro cuando debería descansar. A más luz (de cualquier espectro) más va a pensar el cerebro que es de día y activará los procesos correspondientes, a menos luz el cerebro se preparará para reducir la actividad y para dormir. El tipo y la cantidad de luz que recibimos afecta procesos muy importantes del cuerpo.

Suplementos para la visión: Vitamina A, con eso mejora la capacidad visual sobre todo de noche. La encuentras en el hígado, algunos pescados grasos y huevos.  Algunos estudios dicen que las vitaminas E y C actúan positivamente en el caso de cataratas. La luteína, es muy positiva para la vista, incluso tiene la capacidad de filtrar la luz azul. Además, previene enfermedades asociadas a la vista. A más luteína en sangre, menos riesgo de desarrollar miopía. Pero no es correcto decir que la luteína va a mejorar tu visión o reducir la miopía. La recomendación para una vista sana es tomar diariamente 500 mg de vitamina C, 400 UI de vitamina E, 10mg de luteína, 2mg de zeaxantina, 2mg de cobre y 80 mg de zinc. Sin embargo, nada mejorará radicalmente tu visión y tiene mucho más sentido ejercitar la vista.

Los ejercicios para los músculos extraoculares son muy buenos para el equilibrio y la postura, pero no para la agudeza visual. Los ejercicios de acomodación sí mejoran la presbicia en adultos. Estos ejercicios son tan simples como enfocar objetos a diferentes distancias. Si habituamos a los ojos a solo enfocar objectos cercanos perderemos agudeza visual para los objectos lejanos, lo que empeora la miopía.

Los ejercicios que más sirven son los del ojo vago. Entrenar el ojo más flojo tiene efectos positivos que van desde mejorar tu postura hasta reducir dolores de cabeza a causa de este desequilibrio. ¿Y cómo entrenas al ojo vago?  Cubriéndote el ojo fuerte por unos 10 minutos y así obligas al otro a hacer su trabajo.

Los lentes multifocales blandos son una buena alternativa para ayudar a los ojos a enfocar en el centro y no en las periferias, ya que estos lentes hacen esas periferias intencionalmente borrosas, lo que puede ayudar a frenar el avance de la miopía. También hay lentes de contacto duros llamados ortoqueratológicos que se usan al dormir y ayudan a moldear la cornea mientras duermes. Usa los anteojos de sol solo si son estrictamente necesario (¡no por moda!) porque es de vital importancia para la salud de nuestra vista que la exposición a la luz natural, y mientras más, mejor.

Recuerda:

– El aumento significativo de la miopía a nivel mundial se debe a factores de estilo de vida en lugar de la genética.

– La salud visual está estrechamente vinculada a la adecuada oxigenación celular y producción de energía. Una mayor capacidad aeróbica se relaciona con una mejor salud visual.

– La exposición a la luz azul brillante estimula la liberación de dopamina, lo cual ayuda a prevenir la miopía al frenar el crecimiento axial del ojo. La falta de tiempo al aire libre es un factor clave en el deterioro de la vista.

– Suplementos como vitamina A, luteína y zinc pueden proporcionar nutrientes esenciales para los ojos, reduciendo el riesgo de cataratas y degeneración macular. Sin embargo, no son suficientes para corregir errores refractivos como la miopía.

– Los ejercicios oculares pueden ofrecer mejoras temporales al relajar los músculos, pero tienen efectos limitados en errores refractivos. La exposición al aire libre sigue siendo crucial.

– Prevenir el alargamiento axial excesivo durante la infancia es fundamental para reducir el riesgo vitalicio de complicaciones en la retina, como el desprendimiento.

– Soluciones simples incluyen el uso de filtros de luz azul por la tarde/noche, aumentar el tiempo al aire libre (especialmente en niños), realizar ejercicios de relajación ocular y asegurar una ingesta adecuada de nutrientes a través de la dieta y suplementos específicos.

Esperamos que estas informaciones te sean de utilidad. ¡Por una larga vida, plena, sana, vital y feliz!

Puedes apoyarnos suscribiéndote al canal de Youtube, https://www.youtube.com/@ymejorartusalud , con tus comentarios, tus “likes”
y compartiendo con personas a quienes les pueda interesar.  ¡Muchas gracias!

¡Nos vemos en el siguiente episodio!

Encuentras al Dr. La Rosa en su blog: https://www.drlarosa.com/

Atención: Este blog tiene únicamente fines informativos y educativos en temas de salud integral. La información aquí ofrecida no reemplaza ninguna asesoría médica ni sustituye diagnósticos o tratamientos que necesiten de un profesional de la salud. El uso del blog y los materiales vinculados son responsabilidad del usuario.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

error: Content is protected !!